Ir al contenido principal

Entradas

MADALENAITZ (860 m), 'pequeño' monte que tumba gigantes

Es lo que se suele oír: "¡Vaya birria de monte!, si no llega ni a 1.000 ms!". 
Fuera por esa 'corta' talla o porque el tiempo no acompañaba, la cosa es que solo un grupito nos animamos a salir, esperando que la lluvia no se ensañara con nosotros. Se trataba de coronar ese montarrón solitario, con pinta de dinosaurio tumbado, que está un poco después de Huarte Arakil, a la altura de Irañeta, a la izquierda de la autovía Gasteiz-Iruinea.


Partimos de IRIBERRI / VILLANUEVA, con un cielo cerrado por nubes que nos riegan suavemente, avisándonos de que las capas están para usarlas. 

Pero cuando empezamos a  subir por un sendero, al par de  un torrente saltarín,... 

... todo nos sobra, ¿verdad, Genaro?

Y hay hasta quien ensaya un paso de baile, ¿será para camelar a las ninfas?

Porque el escenario nos embruja una y otra vez

Ya vamos remontando la pendiente...

... hasta dar con el paso entre peñas para girar hacia el oeste, donde nos espera el MADALENAITZ (860 m) 


Ya caminamos sobre e…
Entradas recientes

Arantzazu - Urbia, elurretan

Cuando ya dábamos por despedido este otoño reseco y tacaño de aguas, nos llegó la nevada para estrenar mes con todos los honores. Así que celebramos la fiesta blanca yendo adonde nos permiten las carreteras: a ARANTZAZU!!

El sol ha madrugado más que nosotros y canta por las laderas y torres.




Ya hemos dejado atrás las hospederías y restaurantes, con los crujidos de nuestras botas sobre las huellas heladas.
"Ahora habrá que ponerse las raquetas!", dice alguien...



... Pero hay un sendero abierto que nos aplaza el trabajo. Avanzamos cruzando hayedos y obedientes al trazado...



... el sol radiante nos animahasta alcanzar el collado de Elorrola.












Es el momento del 'reagrupamiento' y de la bifurcación:

 Los más inquietos se calzan las raquetas para coronar el Enaitz (1.296 m), algo había que echarse a la mochila para no volver de vacío...



... Otros hemos seguido la 'senda de los sabios', 

... por la Ermita de Andra Mari...

... las campas incomparables...

... con todo el aire al…

ALMURRAIN, otoño por los Montes de Vitoria

Terminada la temporada cicloturista, aún nos queda tiempo para disfrutar de las maravillas del otoño. Y hemos escogido un monte poco frecuentado por los montañeros alaveses. Se trata del ALMURRAIN (881 m). Forma parte de los Montes de Vitoria, pero como se encuentra desplazado de la linea de cumbres principales, y es un poco más bajito y cubierto de bosque..., pues casi nadie le presta atención. Pero ya veréis qué hermosura de paseo.

Este plano nos ayuda a situarnos: Por el pie de él pasa la linea de cumbres mayores de los Montes de Vitoria, y hacia el norte, hacia la Llanada, descienden cordales de menor altura, entre ellos está la cota de Almurrain, a la cual vamos ha llegar hoy partiendo de Hijona/Ixona, en la carretera A-132, la del puerto de Azazeta, que va hacia Kanpezo.

Partimos hacia el sur, por pistas que cruzan el recorrido GR-25 -Vuelta a la Llanada- y pronto llegamos a una balsa, que rodeamos por su derecha. Una vez superada, hay dos caminos. Tomamos el de la izquierda.

Es un…

CÁCERES (5): Saludando al Parque de MONFRAGÜE

De vuelta para Vitoria-Gasteiz, aprovechamos para visitar el Parque de MONFRAGÜE, aunque fuera durante unas pocas horas nada más. Horas que dieron bastante de sí, además con la ventaja de haber llegado al punto de partida a primera hora y estar de vuelta cuando el sol empezaba a pesarnos. Vamos con lo contemplado

Recién apeados, nuestras sombras se alargan, invitándonos a caminar.


Carlos señala el itinerario que vamos a recorrer, el de "Los Tres Caños".
La ermita de la Virgen del Socorro nos recibe a la entrada de VILLARREAL DE SAN CARLOS, única población dentro del Parque. Sus calles, mejor, su calle, aparece dormida e impecable para recibir a los visitantes


Pero lo que de verdad nos deslumbra es la floración que lo invade todo.




Seguimos el sendero, rodeados de espliego, lavanda o cantueso, como cada uno prefiera.




En la bifurcación, Carlos, siempre atento como buen guía, informa del camino a seguir




Pasamos por la Fuente del Alisar...

... y ya tenemos delante el sinuoso Tiétar, que …